1/4/09

Otro más...

Siendo que el día de hoy hace mucho calor y no quiero salir a la calle y que tengo tiempo libre y algo de ganas de escribir, voy a añadir al post que hizo el querido Chaisberto sobre los tatuajes de Scott Campbell.
Antes que nada, sí, hay muchos tatuajes que ha hecho Scott que son buenos, y sí, ha tenido la suerte de tatuar a personas muy conocidas y eso, más otro tipo de conectes (como el de Nike), le ha dado el estatus para cobrar lo que se le pegue la gana. Su capacidad para tatuar no es lo que está a discusión, y de alguna forma no puedo separar el "arte" de la persona.

Tuve la oportunidad de conocer a Scott hace unos meses cuando vino al D.F. para grabar una especie de documental (el cual planea vender a HBO) y a hacer una grabación para un programa de MTV...de esos de "real life".

Cuando lo traté por primera vez me pareció accesible y relajado, (no sabía que tan conocido era en el mundo del tatuaje), ya cuando supe que había sido el responsable de los tatuajes (de pésimo gusto) de Bob Esponja en Marc Jacobs, me di cuenta que andaba en ligas mayores.
Pero en el inter de buscar algunos de los tatuajes que había hecho, me encontré con algo que la verdad no puedo ignorar.
Cuando buscas a Scott Campbell sale su página de myspace, y ahí, en el blog vi una entrada "Holy Shit, Mexico City is big".

Después de leerla me dí cuenta de la poca visión y educación que tiene. Aún cuando vive en una de las ciudades más diversas y supuestamente culturales del mundo (Nueva York) y cuando ha tenido la oportunidad de viajar y conocer.

Si quieren tomarse el tiempo pueden leerlo todo;

por si no, algunas de las frases "más relevantes" del "gran artista Scott" son:

"Los mexicanos son lindos, sonríen mucho... los que tienen pistolas se han entretenido mucho con mis tatuajes así que se olvidan de dispararme.

A los mexicanos les gusta mucho tener bebés pero no les gusta comprarles ropa. Los bebés mexicanos están genéticamente diseñados para tener burbujas de mocos y siempre están llenos de harina de Cheetos, aún si están a kilómetros de un cheeto...los mexicanos se comen lo que sea con tal de que tenga salsa....

los mexicanos están convencidos que cualquier persona de tez blanca con tatuajes está en una banda de rock famosa, y ningún tipo de explicación los hará entender, así que mejor firma la servilleta '...para Consuela Gonzáles' y pon un garabato. Te darán las gracias e intentarán comprarte una pata de puerco para agradecértelo...

los mexicanos piensan que asientos para el baño son una pérdida de dinero..."

Se me hace una de las cosas más pendejas que he leído en toda mi vida. Habla de la ciudad de México como si en Nueva York no existieran los barrios más pinches y no hubiera "crack houses". Y según él los mexicanos somos algún tipo de gente cavernícola que se distrae con tatuajes y colores...ah y claro, con gente blanca y de ojos azules porque nunca lo hemos visto.

Además de eso nos propagamos más rápido que conejos... seguro por imitar a los gringos, que si no mal recuerdo durante la secundaria y prepa (que estuve en EE.UU.) vi a más de 15 chavas embarazadas y...¡sorpresa! no eran mexicanas.

Describe la ciudad como una ciudad de nadie, sin baños ni la más minima higiene...porque comemos patas de puerco...

Si hubiera venido en helicóptero hasta tepito...puede que tendría algo de razón en poner este tipo de pendejadas. Pero el "rey" se quedó en un hotel de Polanco, para después pasarse a un departamento (en Polanco también) amueblado y bueno, digamos que no se estuvo codeando con "la banda rasposa"... sí mencioné que venía para trabajar con MTV, ¿no?

Está de más decir que me molestó bastante pero al ver que la entrada la había hecho hace unos años, y que quizás era su forma de bromear... no le quise prestar mucha atención.

En los días siguientes que estuvo aquí Scott, su único interés era grabar en la cárcel, en tepito, en el desierto (rituales de peyote) e ir al altar más grande de la Santa Muerte.

Claro, los gringos no compran la imagen del mexicano que compra en American Apparel y escucha música en inglés, para bien o para mal. Eso no vende, eso no es folclor, no es kitsch... no los hace sentir mejor acerca de su país "de primer mundo"...

Alguien decidió hacerle un paro al punto de llevarlo a tepito y poder grabar la llegada de un cargamento de cocaína y armas, se le llevó a ver el altar de la Santa Muerte, y fue a Real de 14 a grabar su "tan emocionante" ritual de peyote.

Ah eso sí, cuando la misma persona que lo llevó a tepito le pidió un tatuaje... el señor Campbell "no venía a tatuar"... me supongo que quienes le hicieron paro si habían puesto eso en su agenda y con mucha anticipación.

La verdad no es ni el primer ni el último gringo que va a decir ese tipo de pendejadas ó peores, acerca de México o de otros países. Pero ni modo, no puedo separar a la persona del arte ó lo que sea que hagan. Así como cuando Kanye West otro “gran artista” según comprometido con la calidad de lo que presenta, viene y hace una presentación que más bien parecía ensayo pero eso sí, cobra como que fuera el tan vendido “Glow in the Dark Tour” y todos felices porque pudieron verlo.

Igual puede parecer algo intenso de mi parte, pero prefiero eso a no tener opinión alguna y nada más seguir a la corriente y seguir repitiendo la misma conducta que llevo a este país a ser conquistado.

Y no me parece que Scott Campbell merezca hospitalidad por parte nuestra, ni un peso por tatuar a quien se considere mexicano... y después de todo no creo que lo necesite, porque ya sacó mucho más dinero explotando y exportando lo peor de nuestro país.

¡Salud!

3 comentarios:

Chaisberto dijo...

No me regañes, yo te quiero :)

Mightytaiger dijo...

jajaja, no, no es eso, para nada.
Na más que cuando vi tu post me acordé del guey este y dije...Que todo México se entere!! jajaja
Pero no, para nada es contigo...jajaja de hecho me laten bastante tus posts ;)

Anónimo dijo...

vaya! buen post, aveces no hay que ser tan lamewevos con los pinches "artistas" para hacer parecer que somos cultos ;)